Comiendo las tetas de mi hermana



Mi hermana tiene las mejores tetas que jamás haya podido ver y aunque lo hemos hecho cuando ya éramos un poco creciditos como dice el provervio vale más tarde que nunca y finalmente le he podido comer la tetas a mi hermana. Aquí tenéis la prueba porque además lo pude grabar para tener un precioso recuerdo.

Mientras ella estaba dormida entré en su habitación le levanté la camiseta y le subí el sujetador y dejé al aire esas dos peazo de mamas que siempre me volvieron completamente loco, y no las podía agarrar con una mano eran enormes y empecé a chupar el pezón de mi hermana y ella se despertó y me dejó hacer, yo estaba excitado y parece que a ella también le gustó pero la cosa no fue a más.

Incesto: