Con mi suegra en un hotel con vistas



Lo tengo todo atado y después de estar sufriendo durante mucho tiempo he quedado con la madre de mi mujer en un hotel. Es una mujer de antaño pero con un cuerpo que me pone en cantidad y no puedo aguantar más necesito cojerla y debe de ser ya. Cuando llego a la habitación que la he alquilado con un nombre falso la espero tumbado en la cama, cuando suela el timbre el corazón se me pone a 1000 abro la puerta y la encuentro allí vestida con un gran escote, unos zapatos de tacón y una minifalda que me vuelve loco. Al entrar charlamos un poco pero no tardamos en comernos la boca y en empezar a follar, y sueño realizado, cojiendo con mi suegra en este lindo hotel en cámara oculta, ya que esto no lo puedo perder, debo de recordar este momento durante toda mi vida, posiblemente el día que he estado más caliente en toda mi vida.

Incesto: