Mi primer video casero fue con mi madre



Que mejor manera de empezar en el mundo del sexo que hacerlo con una persona muy cercana a ti de confianza y con la mayor de las experiencia, sin duda la primera vez que te graban follando es especial, porque sientes cosas que no las habías sentido nunca anteriormente y eso es lo que yo con mi mamá hicimos una tarde en que ambos estábamos en casa muy cachondos. Mi madre se dejó penetrar la concha y el culo mientras la grababa entre gritos de placer, cuanto me ponía oirla chillar mientras le clavaba mi verga una y otra vez, y la traca final fue cuando agarré la cámara y le enfoqué su cara mientras tenía mi polla en su boca y la andaba chupando como una desesperada hasta que logró que me acabara dentro de su boca, un placer que siempre recordaré más porque tengo este video porno con mi mamá.

Incesto: