No podía meter mi polla en su culo, pero al final se la metí



Tuve la oportunidad de fornicar con mi hija pero lo que yo deseaba por activa y por pasiva era penetrar su culito. Ser el primer hombre que meta una verga dentro del culo de mi hija siempre ha sido algo que me ha gustado y ya que no pude ser el primero que la desvirgué al menos ser el que le rompa el culo, por lo que me lo pasé en grande. Cuando inicié la primera intentona de meter mi verga dentro del culo de mi niña no puede meterla porque su estrecho ano me lo impedía, estuve un buen rato tratando de meterla, pero me costó una barbaridad penetrarla pero cuando empujé duramente y finalmente la metí y la empecé a follar por el culo entre sus chillidos y lamentaciones hasta que me corrí dentro de ella.

Incesto: